La inmovilización temporal de inmueble es el trámite que se debe seguir para proteger un inmueble y evitar que éste pueda ser gravado o transferido sin la autorización de su titular registral. El plazo máximo de la inmovilización es de 10 años. Sólo aplica para inmuebles inscritos y también para acciones y derechos.

  • Comparecencia del solicitante, portando su DNI o documento oficial de identidad en caso de extranjero.
  • Verificación Biométrica de identidad del solicitante, para los nacionales.
  • Verificación de identidad con la base de datos de migraciones par los extranjeros
  • Presentar minuta, suscrita por el/los otorgantes y autorizada por abogado colegiado, con indicación del nombre y colegiatura.
  • La minuta debe identificar el inmueble a inmovilizar con su respectiva partida electrónica.
  • Declaración jurada con firma certificada por notario que indique que no existe acto de disposición, carga o gravamen voluntario, no inscrito de fecha cierta anterior al otorgamiento de la escritura respectiva.
  • Copia literal actualizada de la partida registral inmueble materia de inmovilización.
  • Sobre el inmueble no debe existir títulos pendientes de calificación referidos a actos de disposición, carga o gravamen
  • En caso de actuar a través de apoderado, certificado de vigencia de poder actualizado expedido por SUNARP.
  • Decreto legislativo 1049, artículo 2°, y 50°.
  • Texto Único Ordenado del Reglamento General de los registros Públicos, aprobado por Resolución 12-2012-SUNARP-SN, artículo 29° f)
  • Resolución 314-2013-SUNARP/SP, publicada el 26/09/2013.

ESCRÍBANOS